Intervención

El problematorio plantea inicialmente tres dominios donde desarrollar su intervención: las prácticas de producción de conocimiento sobre la ética de la investigación a través de un ejercicio de colaboración y experimentación; la temporalidad de sus problemáticas mediante el abordaje de las tensiones éticas en tiempo real; y los mecanismos de formalización y circulación de ese conocimiento mediante la figura de Requests for Comments.

Colaboración experimental. El primer objetivo es intervenir en las modalidades de producción de conocimiento sobre la ética de la investigación. Frente a los IRB o los códigos y guías éticas pretendemos abordar este asunto mediante el diálogo y discusión colectiva. Tomamos inspiración de la figura del colaboratorio, del estudio, del laboratorio y el para-sitio etnográfico, figuras que señalan la posibilidad de renovar los ambientes para la producción de conocimiento antropológico mediante el despliegue de infraestructuras digitales. Pero queremos extender la colaboración más allá de los límites disciplinarios y profesionales. Nos preguntamos ¿por qué los asuntos éticos deberían ser dirimidos únicamente dentro de la antropología cuando son el resultado del encuentro con otros?

George Marcus ha señalado recientemente la necesidad de renovación de la etnografía a través de intervenciones experimentales basadas en la colaboración con aquellos a quienes se pretende comprender; queremos trasladar esta invocación a la colaboración al ámbito del problematorio. El problematorio explorará la posibilidad de incorporar como parte de sus discusiones, específicamente en problemáticas relacionadas con el trabajo de campo, a aquellos implicados directamente o aludidos por problemáticas similares. Queremos explorar en qué medida es posible que quienes antes eran informantes se tornen en corresponsales, socios o colaboradores de las discusiones éticas de nuestra disciplina.

Creemos que tal colaboración puede ayudar a replantear la ética de la investigación antropológica en dos sentidos; primero a través de un ejercicio de reconocimiento de otros saberes y otros valores; segundo ese espacio de colaboración más allá de lo disciplinar podría abrir posibilidades para que la antropología contribuyera e interviniera en los intensos dilemas éticos que se presentan en múltiples dominios. Creemos que la reflexión sobre la ética de la investigación puede tener recorrido más allá del dominio disciplinar de la antropología y de lo que se designa como ética de la investigación.

Problemas en tiempo real. Los mecanismos institucionales de la ética de la investigación raramente atienden a la urgencia y condición inesperada de las problemáticas que surgen en la práctica profesional de la antropología, especialmente en el trabajo de campo. Muy a menudo la reflexión ética es planteada a priori, antes del encuentro empírico, como gesto de prevención exigido por los comités de revisión, por ejemplo; o los dilemas son abordados a posteriori, en un ejercicio retrospectivo que carece de la capacidad para intervenir en el momento en que era necesario.

El problematorio pretende explorar justamente las posibilidades de una forma de investigación y diálogo sobre la ética que hace del trabajo de campo el locus privilegiado para la intervención en los dilemas éticos. Proponemos intervenir en el momento en que es necesario, debatiendo con los interesados/as cuando estos/as lo requieran, tratando de proporcionales, en la medida de lo posible, posibles orientaciones. En lugar de un comité de revisión institucional (IRB) que evalúa hipotéticos problemas a priori pretendemos establecer un ‘problematorio’ que ayuda a solventar problemas reales cuando estos ocurren. Se trata de hacer de los dilemas éticos un asunto para la intervención en tiempo real.

Requests for Comments. El objetivo del problematorio último es contribuir a solventar dilemas individuales pero también generar un conocimiento que mediante su circulación ayude a informar la práctica profesional de otros investigadores/as. Para ello nos proponemos una reflexión e intervención sobre los modos de formalización de este conocimiento. Nos preguntamos por qué hacer un código antes que una revista sobre ética, por ejemplo, o por qué un código antes que unas FAQ (Frequent Ask Questions), un modelo de estandarización del conocimiento propio de Internet. Precisamente queremos que Internet sea no sólo la infraestructura del problematorio sino la fuente de inspiración para pensar en la forma de circulación y estandarización del conocimiento que el problematorio produce.

El conocimiento que el problematorio produce está orientado a ayudar a otros en la toma de decisiones pero no pretendemos establecer un estándar normativo sino una guía abierta a modificación en cualquier momento. Una de las innovaciones radicales desarrolladas por Internet es el mecanismo llamado Requests for Comments (RFQ), a través del cual se produce el proceso de producción de estándares. Frente a otros modelos de estandarización en los cuales el estándar es previo a su aplicación, el caso del RFC invierte esa relación. Se proponen potenciales estándares que son aplicados, utilizados y modificados progresivamente hasta que su uso y extensión permite concebirlos como estándares que, sin embargo, están abiertos a ser modificados en cualquier momento posterior.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s